fiestas-paloma-madrid-2012

Como cada año, el 15 de agosto se celebra el día de la Virgen de la Paloma en Madrid. El día grande, en el que las celebraciones religiosas, los festejos populares y la fiesta gastronómica y musical están asegurados. A pesar de que la patrona oficial de Madrid es la Virgen de la Almudena, la “Paloma” se considera la patrona popular entre los castizos. Y es que ésta época del año también invita a participar en los actos que inundan las calles del barrio de la Latina de Madrid.

Por cierto, ¿conoces el libro Por Qué Estudiar Historia del Arte?

Te recomiendo que le eches un vistazo.

Un poco de Historia

La Iglesia de la Virgen de la Paloma alberga la imagen santa de la patrona, un lienzo barroco situado en el altar que -según cuenta la leyenda- a finales del siglo XVIII fue encontrado por una vecina del barrio en un solar cercano y llevado a su casa de la Calle de la Paloma para su culto personal. En realidad, se trata de una representación de la Virgen de la Soledad, pero como los madrileños se referían a ella como la Virgen de la Calle de la Paloma a medida que iba adquiriendo gran popularidad en el barrio, terminó quedándose con este nombre.

La Patrona de los Bomberos

Resulta curioso que esta Virgen es la patrona de los bomberos, y como muestra de su devoción, cada 15 de agosto éstos mismos realizan la “bajada” y “subida” del cuadro desde el mismo altar de la Iglesia, y así la imagen pueda ser llevada en procesión por el Barrio de la Latina para disfrute de los feligreses (ver vídeo de la bajada del cuadro).

Vestimenta y Gastronomía Típica

Por otra parte, estas fiestas tan castizas son aprovechadas por muchos madrileños para lucir sus mejores galas en las verbenas, vestidos de “chulapos” y “chulapas”, entre mantones de Manila, al ritmo de chotis y energizados por la bota de vino, los típicos bocadillos de entresijos y gallinejas (casquería típica madrileña), pero sobre todo, por su entusiasmo.

¿Dónde se celebra?

El Parque de las Vistillas son el epicentro de la fiesta, pero los puestos de feria, la música y el ambiente festivo recorren todas la calles y plazas de la Latina, desde la Plaza de la Cebada, pasando por la Carrera de San Francisco y la Plaza de la Paja, y terminando en el Parque de la Vistillas en la Calle Bailén, principalmente.

La Fiesta Nocturna

Sin embargo, bien es verdad que cada vez es menor la auténtica tradición folclórica de zarzuela, chotis e indumentaria castiza, puesto que el relevo generacional se está debilitando y la enseñanza madrileña no ayuda tampoco a difundirla. Además, la fiesta de día, más religiosa, está cediendo protagonismo a la fiesta nocturna. Una fiesta nocturna que, por otro lado, está perdiendo cierto fuelle por la baja calidad en las actuaciones musicales de los últimos años, en parte debido a los recortes presupuestarios.

Disfruta de las Fiestas de la Paloma

No obstante, fecha estival de encuentro para los madrileños y atractivo turístico para los visitantes, las Fiestas de la Virgen de la Paloma siguen conservando su esencia castiza y su carácter alegre y espontáneo. Por ello, te animamos a salir a la calle y adentrarte en la Latina a participar en las celebraciones. Desde CROMA Comisarios Culturales te deseamos unas ¡Felices Fiestas de la Virgen de la Paloma!