Aunque no se trata de un tema muy frecuente en el arte, lo cierto es que las pocas obras que lo representan resultan realmente impactantes: un anciano que devora a un niño. A cotinuación estudiaremos la figura mitológica de Saturno para comprender mejor su iconografía y su historia.

Saturno

Saturno es un antiguo dios itálico que, según cuenta su historia, llegó a Italia procedente de Grecia. Tras ser expulsado del Olimpo por Zeus, se instaló en el Capitolio (en el lugar en el que después se fundaría Roma) y construyó una ciudad fortificada, Saturnia. Otras versiones cuentan que a su llegada fue acogido por Jano, otro dios procendente de Grecia e instalado ahí.

Por cierto, ¿conoces el libro Por Qué Estudiar Historia del Arte?

Te recomiendo que le eches un vistazo.

Saturno reinó sobre el Lacio procurando una época de extraordinaria prosperidad: la Edad de Oro. Es el momento en el que Saturno, continuando con la labor civilizadora iniciada por Jano, enseñó a los hombres el arte de la agricultura y les entregó sus primeras leyes.

Por otro lado, en época imperial Saturno asimiló al dios griego Crono, asumiendo así todos sus mitos e historias.

Crono

De entre los Titanes, Crono es el más joven. Los Titanes son, junto con los Hecatonquiros, Cíclopes y Titánides, los descendientes de Urano (el cielo) y Gea (la tierra) y, por tanto, parte de la primera generación divina, antecesora de Zeus y los dioses olímpicos.

Cuenta la historia que Urano odiaba a toda su descendencia y que, por eso, la mantenía retenida en el Tártaro, la región más profunda del mundo, sumida en la oscuridad. Pero un día Gea, harta de esta situación, decidió liberar a sus hijos y, para ello, quiso contar con su ayuda. Sin embargo, todos le negaron su apoyo, a excepción del más joven de todos, Crono. Este decidió vengar a su padre y tenderle una emboscada: armado con una hoz, esperó a la noche ̶ cuando el cielo cubre a la tierra ̶ , le cortó los testículos y los arrojó al mar. De la sangre que brotó y que cayó sobre la tierra nacieron las Erinias, los Gigantes y las Melíades (Ninfas de los fresnos); mientras que de los genitales caídos en el mar surgió Afrodita.

Tras la venganza, Crono pasó a ocupar el lugar de su padre en el cielo y, como este, encerró a sus hermanos en el Tártaro. Casó con su hermana Rea y, dado que una premonición le había advertdio de que uno de sus descendientes lo destronaría, Crono fue devorando uno a uno los hijos que con ella tenía (Hestia, Deméter, Hera, Hades y Posidón). Pero un día Rea, harta de verse privada de toda su estirpe, decidió huir para dar a luz al hijo que llevaba en su vientre: Zeus. Ocultando al niño en una profunda caverna, Rea dio a Crono una piedra envuelta en pañales, que fue devorada sin sospecha alguna.

Cuando Zeus creció decidió vengarse de su padre y, con la ayuda de Metis, le dio a Crono un preparado que le hizo vomitar a todos sus hermanos. Estos se unieron a Zeus y le declararon la guerra a Crono, quien contaba con la alianza de sus hermanos los Titanes. La guerra se prolongó durante diez años y fue finalmene ganada por Zeus, ya que contó con la ayuda de los hermanos de Crono, a quienes había liberado. Tras la victoria, Crono y los Titanes fueron encerrados de nuevo en el Tártaro, vigilados por los Hecatonquiros.

Saturno Devorando a sus Hijos

Existen pocas obras que representen la mitología de Saturno y la mayoría suelen mostrar el cruel momento en el que Saturno devora a uno de sus hijos. Saturno aparece como un hombre anciano, de blancos cabellos y con barba, y a veces armado con una guadaña (posiblemente en alusión al arma que usó para cortar los genitales de Urano).

Daniele Crespi, Saturno devorando a su hijo, 1619.

Daniele Crespi, Saturno devorando a su hijo, 1619.

Rubens, Saturno, 1635, Museo del Prado.

Rubens, Saturno, 1635, Museo del Prado.

Giulia Lama, Saturno devorando a su hijo, 1735.

Giulia Lama, Saturno devorando a su hijo, 1735.

Goya, Saturno devorando a uno de sus hijos, 1819-23, Museo del Prado.

Goya, Saturno devorando a uno de sus hijos, 1819-23, Museo del Prado.

Artículos relacionados

Las representaciones de Paris

Los amores de Zeus

Venus y Adonis

El Rapto de Europa

Otras representaciones artísticas de Saturno

(*) Imágenes: Wikimedia Commons y Wikipainting. Creative Commons License.